Cuando la suerte es esquiva

por Realidad Deportiva 1931 vistas Federal B

Otra final. Una vez más Central Norte cayó en penales ante Racing de Córdoba y quedó en las puertas del ascenso.

Central volvió a perder una final

Sin dudas, ésta fue una de las finales más esperadas por los hinchas “azabaches”, porque se disputó en el Dr. Luis Güemes, porque había muchas cosas en contra y a pesar de traer  un resultado adverso o haber caído por la mínima diferencia en Córdoba, llenó de esperanzas al "cuervo" que, ilusionado confió en sus jugadores. Todo el contexto estaba dado para que así sea, Central debía dar vuelta la serie ante Racing de Córdoba, algunos con los pies en la tierra, otros mesurados y algunos cuantos más con la fe intacta de poder ascender, sí, esa maldita palabra para la dirigencia de Central Norte que planteó desde lo económico una resignación, como jugando al gato y al ratón con los socios, con la familia que día a día le puso el pecho para volver a barrio norte, y todos aquellos que hicieron posible esa anhelada vuelta a casa, días con sol y lluvia transcurrieron durante cada partido del "azabache" pero...de qué sirvió haber clasificado antes, de salir a matar antes, de jugar en la zona de los tucumanos de un montón de porqués que quizás no tengan respuesta para el consuelo de los hinchas de este sufrido equipo.

“Estoy por los colores” se lee en las redes sociales, “está  la institución por sobre todas las cosas comentan otros”,  pero los más realistas saben que ya es un nuevo ciclo cumplido, hasta duele ver a nuestras amistades llorar de esa manera por un nuevo fracaso, haciéndose cargo, poniendo el pecho a la situación, son ellos, nuestros amigos, familias, compañeros de trabajo los que a día cubrieron un sinfín de noticias en el club de barrio norte. Hoy las calles están ajenas al colorido de los hinchas, los banderines y papelitos susurran entre las calles que se mezclan con la lluvia que no paró de caer, de un cielo emplomado, como si hasta los que nos miran desde arriba llorasen con los “cuervos”. Otro año más, y el dolor de no poder acompañar a la cancha, porque tu viejo ya no está a tu lado, y esas miradas y esos gritos de gol no volverán a ser los mismos, quizás te pase el tiempo y vuelvas a creer una vez más como cada año, solo así podrás seguir creyendo en vos y no traicionar tus colores, pero como explicas a esa afición sufrida ya casi anestesiada por cada situación que se les ríe a la cara.

A mis amigos, a mis hermanos, a esos de corazón negro y blanco les digo y acompaño en esta nueva cruzada, ya me cansé del otra vez será, de los dirigentes que les mienten en la cara, de los medios cómplices, de los diarios tergiversando, desinformando y distorsionado la realidad, la realidad de comprometernos, de hacer las cosas bien, la verdad, ya me cansé de las mentiras de todo y que te la pintan como espejitos de colores, ojalá haya un cambio y que este cambio sea muy profundo para que nos llegue a todos.
Fotos Karen Ramos

Comentarios